Los Doce Discípulos

Los Doce Discípulos

 
Estás aquí: Jesucristo >> Los Doce Discípulos

Los Doce Discípulos – Escogidos por Jesús
El Nuevo Testamento es la única fuente extensa de información acerca de las vidas de los doce discípulos. A través de la Biblia ha habido hombres, así como mujeres, a quienes Dios ha escogido para llevar a cabo Sus planes divinos. Pero hubo doce hombres, específicamente seleccionado por Jesús, para viajar con Él. La responsabilidad de las palabras mismas del Maestro recaía sobre ellos como un pesado manto. Los doce continuarían representando a Jesús mucho tiempo después de que ascendiera al cielo. Su dedicación influenciaría a la iglesia mucho tiempo después de sus muertes.

Los Doce Discípulos – ¿Por qué Doce?
En la Biblia, el número doce, como el siete, con frecuencia sugiere completitud y perfección. En el Antiguo Testamento, el doce representaba "todo Israel" (Génesis 49:28; Josué 13-19). El libro del Apocalipsis proporciona numerosas referencias al número doce.

  • Las doce tribus de Israel, las cuales están selladas y protegidas (7:5-8; 21:12)
  • Las doce estrellas en la corona de la mujer (Israel), simbolizando a los doce hijos de Jacob (12:1; Génesis 37:9)
  • Las doce puertas del gran muro de la Nueva Jerusalén (12:12)
  • Los doce ángeles que protegen las puertas celestiales (12:12)
  • Los doce apóstoles del Cordero, forman parte de la iglesia y del cuerpo de Cristo (12:14)
  • Las doce perlas o piedras preciosas de diferentes colores, que adornan las doce bases (21:14, 19-21)
  • Las doce cosechas de fruta, que producen continuamente fruto saludable y agradable (22:2)
La mención del "doce" aparece en otras áreas del Nuevo Testamento también.
  • Jesús habló por primera vez en el Templo a los doce años de edad (Lucas 2:42, 49-52).
  • Jesús resucitó a la hija de doce años de Jairo de un estado aparente de muerte (Marcos 5:42).
  • La multiplicación milagrosa de los panes y los peces, la cual proporcionó doce cestas de sobras (Mateo 14:19–20; Juan 6:13).
Como cercanos seguidores de Jesús, la fiel obediencia de los doce sería desafiada repetidas veces. Una promesa de honor eterno les fue dada a estos hombres escogidos. "Y Jesús les dijo [a los discípulos]: 'De cierto os digo que en la regeneración, cuando el Hijo de Hombre se siente en el trono de su gloria, vosotros que me habéis seguido también os sentaréis sobre doce tronos, para juzgar a las doce tribus de Israel'" (Mateo 19:28). Esta promesa muestra la gloria y el estatus reservado para estos santos que habían sufrido persecución en la tierra por causa de Cristo. "Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos, y sobre ellos los doce nombres de los doce apóstoles del Cordero" (Apocalipsis 21:14).

Los Doce Discípulos – ¿Por qué Estos Hombres?
Después que Jesús resistió la tentación en el desierto, "regresó a Galilea en el poder del Espíritu Santo." Intentó hablar en Su pueblo natal de Nazaret, pero fue rechazado. Tan espiritualmente ciega era la gente de la sinagoga que trataron de matar a Jesús intentando lanzarlo desde un despeñadero. Jesús escogió establecer Su base y un nuevo equipo en Capernaum, un hermoso pueblo cercano, en la costa del Mar de Galilea. El profeta Isaías había profetizado que Jesús viviría en Capernaum. "Al fin llenará de gloria el camino del mar, de aquel lado del Jordán, en Galilea de los gentiles" (Isaías 9:1).

La selección de los doce requería la mayor deliberación así como sacrificio. Antes de que Jesús escogiera a estos hombres, procuró fervorosamente cumplir la voluntad de Dios, el Padre. “… Jesús fue al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios" (Lucas 5:12). Estos hombres no sólo serían Sus seguidores, sino las personas que estarían más cerca de Él. En todos los aspectos, el Hijo de Dios escogió ser vulnerable a estos individuos. Presenciarían Su furia contra los cambistas de monedas, Su pena con la muerte de un querido amigo, y Su miseria cuando lo abandonaron en el Huerto de Getsemaní (Juan 2:13-16; 11:35; Marcos 14:32-42). Aún así, estos hombres fueron el tipo de personas que Dios siempre ha deseado—los humildes. A pesar de sus defectos, los doce eran educables. Jesús quería hombres que pudieran comprender las luchas de los quebrantados de corazón, de los pobres, y de los afligidos.

Los Doce Discípulos – Antes y Después
Jesús no podía haber escogido a un grupo más diverso de hombres para lograr Su propósito divino. Según estándares humanos, los doce tenían muy poco en común entre sí—un pescador imprevisible, posiblemente uno con prejuicios contra Nazaret, un fanático nacionalista judío, un despreciado recaudador de impuestos, un escéptico/pesimista, dos "Hijos del Trueno" con genios explosivos, y un traidor codicioso. Discutían entre sí sobre cuál discípulo sería el más grande (Lucas 9:46; 22:24). Mostró disgusto cuando ellos lo contradijeron (Mateo 16:23). Repetidas veces, Jesús habló acerca de Su traición, muerte, y resurrección (Mateo 16:21-22; Marcos 9:30; Lucas 18:31-34), aún así, los discípulos flaquearon.

  • "Todos los discípulos, dejándole [a Jesús], huyeron" (Mateo 26:56)
  • "Finalmente se apareció a los once mismos, estando ellos sentados a la mesa, y les reprochó su incredulidad y dureza de corazón, porque no habían creído a los que le habían visto resucitado" (Marcos 16:14).
  • "Jesús se puso en medio de ellos [de los discípulos], y les dijo: 'Paz a vosotros.' Entonces, espantados y atemorizados. . . Él les dijo: 'Por qué estáis turbados, y vienen a vuestro corazón estos pensamientos'" (Lucas 24:36-38).
Los doce presenciarían milagros de sanación, de poder sobre la naturaleza, y de resurrección de los muertos. Aún así, no fue sino hasta "después" de la muerte, resurrección, y ascensión de Jesús que los discípulos fueron transformados. Antes de Su Ascensión, Jesús "abrió las mentes de los discípulos, para que pudieran entender las Escrituras." Al volver a Su Padre, Jesús cumplió la promesa de Dios—invistiéndolos con el poder del Espíritu Santo (Lucas 24:45-49). El Espíritu Santo suministró la fuerza motriz, permitiendo que los discípulos cumplieran el mandamiento que Jesús les había confiado. Los doce testificaron acerca de su conocimiento de quién era Jesucristo: El Señor de toda la creación, el Redentor de todos los que confían en Su muerte para su liberación del pecado, y la Fuente de vida eterna para todos los que Lo acepten como su Salvador.

¡Aprenda Más!



¿Te gusta esta información? Puedes ayudarnos a compartirla con otros usando los botones que verás a continuación. ¿Qué es esto?





Síguenos:




English  
Social Media
Síguenos:

Compártenos:


¿Quién es Jesús?

Lunes Santo
La Crucifixión de Jesús
Segunda Venida de Cristo
Resurrección de Jesús
Crucifixión de Jesucristo
Los Milagros Asombrosos
Domingo de Ramos
Parábolas de Jesús
Jesucristo
Contenido Adicional para Explorar...

¿Existe Dios Científicamente?
¿Existe Dios Filosóficamente?
¿Es verdadera la Biblia?
¿Quién es Dios?
¿En qué crees?
¿Cómo Puedo Crecer con Dios?
Temas Populares
Desafíos de Vida
Restauración
 
 
 
Búsqueda
 
Add Los Doce Discípulos to My Google!
Add Los Doce Discípulos to My Yahoo!
XML Feed: Los Doce Discípulos


Jesucristo Inicio | Acerca de Nosotros | Mapa del Sitio
Derechos de Autor © 2002 - 2014 AllAboutJesusChrist.org, Todos los Derechos Reservados.